Publicado el

La dieta de los insectos: Tienes que leerlo!!

 

Todos deberíamos a empezar a incluir los insectos en nuestra dieta. No necesariamente deberíamos coger cucarachas o grillos y comerlos tal cual, tras haberlos pasado un poco por la plancha, al estilo la cena de Indiana Jones y el Templo Maldito.

Por ejemplo, la compañía estadounidense Exo ha lanzado barritas de proteínas de harina de grillo. También hay galletas elaboradas con pasta de insectos. Y esto es solo el principio.

Ventajas de la comida con insectos

  • Tienen muchas proteínas. Si la ternera tiene un 50% de contenido proteico, el grillo alcanza el 65%. Además, contienen muchos otros nutrientes importantes, como aminoácidos, vitaminas, minerales y ácidos grasos no saturados. En otras palabras, cuando compramos un kilo de insectos, compramos mucha más proteína de calidad que en un chuletón. Mientras que 100 gramos de ternera nos aportan seis miligramos de hierro, algunos insectos pueden contener hasta 20 miligramos de hierro por cada cien gramos.
  • Es ligera. Muchas especies de insectos tienen menos de 5 gramos de grasa por ración, idóneo para evitar el sobrepeso.
  • Es ecológica. Criarlos en granjas no genera ni gases ni residuos como ocurre en la ganadería tradicional, aunque también tenga sus costes.

 

 

  • Es versátil. Pueden tomarse cocidos, a la plancha, al horno y fritos, o convertirse en harina para hacer pan o galletas. Hay abundancia. Hay muchísimos insectos. Y es posible que pronto el precio de todo tipo de carne animal se dispare y una buena opción podrían ser los insectos.
  • Saben bien. Si nos quitamos el prejuicio de que estamos comiendo un insecto, es una delicatessen como una gamba o un langostino. Otros insectos saben a pollo (claro) o a frutos secos.
  • Solo es un prejuicio europeo. Prácticamente el único continente del planeta donde no se consumen insectos es el europeo. Con todo, en Holanda y Bélgica el consumo de insectos está normalizado y algunos supermercados tienen su propia gama de productos elaborados a base de estos animales. En diciembre de 2015 el Parlamento Europeo ya aprobó una propuesta de legalización del consumo de insectos en el entorno UE.

 

Un joven se alimentó únicamente de insectos durante un mes entero, esto es lo que sucedió

Comer todo crudo, dejar la carne o eliminar el gluten. Existen muchas corrientes alimenticias, algunas más estrictas que otras, que buscan mejorar la salud y cuidar el cuerpo. Si estás en busca de nutrientes y una forma novedosa de comer, podrías aprender de la experiencia de Camren Brantley-Rios, un joven que por 30 días se alimentó solo con insectos. Te contamos cómo le fue.

 

 

Dieta de insectos

Comer insectos no es raro en algunas partes del mundo, pero en Occidente, la idea de la entomofagia —alimentarse con insectos— se considera asquerosa y repulsiva, sin considerar que son muy nutritivos. Pero Camren Brantley-Rios, de 21 años de edad, decidió embarcarse en un desafío personal: durante 30 días, su dieta solo estaría compuesta por insectos de todo tipo, creando además preparaciones con creativas recetas.

Desayunar una omelette de gusanos, seguir el día con guisos de cucarachas y terminar el día con un shushi preparado con toda serie de bichos que revuelven el estómago de cualquiera, incluso del propio Camren. Sin embargo, se mantuvo firme y cumplió con su mes comiendo insectos.

 

Si bien en un principio le pareció complicado, ya que no lograba dar con la mejor preparación para cada tipo de insecto, con los días fue aprendiendo y generó recetas de lo más completas que, pese a su contenido, se ven ricas.

Tras 30 días, el chico se declaró muy contento con los resultados, y piensa seguir incorporando insectos a su dieta, esta vez un poco más estándar.

Los beneficios de comer insectos

Un joven se alimento unicamente de insectos durante un mes entero esto es lo que sucedio 2

 

En su blog, 30 days of bugsCamren Brantley-Rios iba relatando su día a día, contándonos porqué deberíamos comer insectos en lugar de mirarlos con asco:

  • Ciertos gusanos son la fuente más importante de proteína que se puede encontrar en la naturaleza, además de contener fibra para una buena digestión y grasas esenciales.
  • La cantidad y variedad de vitaminas presentes en los insectos es muy alta, por lo que incluso servirían para disminuir la posibilidad de padecer ciertas enfermedades.
  • Comer insectos es muy saludable, ya no cargan con enfermedades, a diferencia de ciertas plantas o tipos de carne.
  • Te interesa leer 😉 : Adelgaza comiendo CHOCOLATE

  • Hay muchos insectos en el mundo, lo que los convierten en una forma muy económica de alimentación. Además, el costo de producirlos es muy bajo y no contamina, lo que no ocurre con las vacas.
  • Requieren de poca agua y alimento. Asimismo, el 80% de su cuerpo es comestible. En una vaca, el porcentaje comestible decrece al 40% en la mayor parte del mundo.

Hay muchos más argumentos y, tal como dice Camren, son un gusto adquirido, tal como pasó con otros alimentos en la historia. No es necesario alimentarse solo de bichos, es más, muchas de tus comidas ya los traen, pero no estaría mal darles una oportunidad. ¿Qué opinas?